Mi opinión sobre la gripe A (y IV): las irregularidades 'de casa'

.

He esperado a subir esta cuarta y última parte de Mi opinión… hasta que llegara la información definitiva: la de las movilizaciones (lo pondré al final). También me interesaba esperar a que se acercara la fecha de vacunación (cuyo inicio está previsto, al parecer, para el día 16 de noviembre), por si había una mayor información acerca de si iba a ser obligatoria o no. Por ahora, no hay indicios de que vaya a serlo, así que seguimos con la misma información y con el mismo espíritu de prudencia.
Después de haber visto diferentes “casualidades” sobre este extraño virus y sobre todo sobre las empresas y las autoridades que lo rodean, continuamos con lo que pasa en ‘casa’. Para ver cómo se está tratando la información sobre la enfermedad, hemos consultado la página web del propio Ministerio de Sanidad. Desde allí se dan mensajes, para empezar, aparentemente contradictorios. Por ejemplo, dice que “No se recomienda el uso de mascarillas para la población general”, puesto que “No se ha comprobado que el uso generalizado de mascarillas por la población reduzca la propagación del virus”. Pero algo más adelante, cuando hacen las recomendaciones para las madres lactantes presuntamente enfermas, dice que “Para evitar la transmisión de la gripe al niño (…) podría usarse una mascarilla (ya que) minimiza la posibilidad de que pueda contagiar a otros.”


Por otro lado, el Ministerio alerta de los síntomas que nos pueden hacer pensar que el virus puede ser grave en el afectado. Encontramos síntomas tan habituales en la gripe común como sentir una cierta dificultad para respirar, incluso aunque se esté haciendo algún tipo de ejercicio físico. Hay que aclarar que tanto la activación del metabolismo que causa la fiebre (absolutamente fisiológico) como la superproducción de moco en los conductos respiratorios (síntoma habitual en este tipo de infección) pueden dar esa sensación de que la respiración se ha complicado. Pero sigamos. Dolor torácico, dicen. Todo el que ha pasado alguna vez una gripe conoce los dolores generalizados que causa, especialmente en espalda y tórax, y sobre todo si hay accesos de tos. Dicen, además, “mareo o alteraciones de conciencia”. Persevero aquí con el mismo argumento: si durante varios días el enfermo tiene 39 o más grados de fiebre, si hace uso de paracetamol −un potente tóxico hepático, pero el fármaco más recomendado en esa página−, si cambia sus hábitos de comida por el malestar, lo extraño es no tener sensación de mareo y/o mayor somnolencia.
Lo mismo sucede en el caso de los niños. Se dice que los signos que pueden indicar peligro son, entre otros, los que hemos visto (mayor dificultad respiratoria), dificultad para despertarse, náuseas o falta de ganas de jugar. Todo el que tenga niños pequeños sabe que en cuanto tienen unas décimas no tienen ganas de jugar, tienen una mayor somnolencia (les cuesta más despertarse, por tanto) y tanto el paracetamol infantil (el famoso Apiretal) como la ingestión tan habitual en niños de moco de origen nasal, hace que sean habituales las náuseas o los vómitos.
Es decir, desde el propio gobierno se nos está invitando a alarmarnos y a considerar como indicadores de peligro algunos signos y síntomas muy habituales en virasis respiratorias.

Asimismo, se da publicidad a algunas medidas de prevención del contagio, como la ya famosa recomendación de evitar los besos, pero no se ha oído hablar de las que parecen más razonables (si bien se mencionan en la página): higiene extrema de todas las superficies de uso colectivo, extremando las de los elementos que se utilizan habitualmente con las manos (pomos de puertas, asideros, etc.); limpieza del polvo SIEMPRE con paños húmedos (nunca secos); y limpieza de los pavimentos con aspirador y NUNCA con escoba. Puede que con tanta compra de fármacos se hayan quedado sin recursos para llevar a cabo sus propias recomendaciones en cuanto a limpieza en sus instalaciones. ¿Cuántas veces al día deben lavar higiénicamente los asideros de metros o trenes? ¿Y las butacas de salas de conciertos o de teatro, por ejemplo? ¿Se pasa el aspirador cada día en los colegios de nuestros hijos? ¿Se lavan con agua y jabón cada día las superficies de todas las instalaciones públicas? Quizás es que ellos SÍ se están curando en salud, aunque no ante la gripe A sino ante posibles escándalos o demandas… ¡Que en un tiempo tendremos que volver a votarlos a todos!


Pero si a la población general se la inquieta más de la cuenta, ¿qué está pasando con los profesionales de la sanidad? Pues esto:



Es decir, con tal de que tengamos dolor de cabeza y tos, ya vamos a tener gripe, según los últimos avisos de las autoridades sanitarias, que a su vez recogen las definiciones del European Centre for Diseases Prevention and Control (ECDC). Si antes uno de los criterios imprescindibles para el diagnóstico de gripe era la fiebre alta y el malestar general, de pronto, desde que se adoptara esta definición por parte de todas las redes de vigilancia epidemiológica, basta con los mismos síntomas que presentan las más de un centenar de virasis respiratorias distintas. Uno ya no puede estar resfriado; que quede claro: ahora ya tiene gripe.
No es de extrañar que únicamente un 33% de los casos seleccionados por los médicos centinelas como sospechosos de gripe presenten en realidad esta enfermedad (sea o no de gripe A). Pero, mientras tanto, se siguen hinchando los datos de gripe A a costa de la llegada de temperaturas más bajas y la proliferación de virus respiratorios.
Y si reciben protocolos distintos respecto a las infecciones respiratorias, los médicos es evidente que van a recibir una mayor presión para vacunar a la población. ¿O bien incentivos? Ésta es la noticia que ha filtrado el prestigioso British Medical Journal (BMJ):

Es decir: los médicos británicos van a recibir casi 6 euros o cerca de 9 dólares por cada una de las dosis de vacuna de la gripe A que administren. Sabemos que en ocasiones la industria farmacéutica actúa así, pero que la Administración pague por convencer a sus pacientes es bastante alarmante.

Después, sí, a machacar a Teresa Forcades por tener la valentía de decir las cosas claras desde su conocimiento científico de la cuestión. A llamarnos paranoicos a los que tratamos de alertar sobre las ‘casualidades’ o irregularidades acerca de la supuesta pandemia. A contarnos que “total, es sólo un pinchacito”. Que cada uno opine lo que quiera, pero a mí me parece que aunque no se llegue a declarar como obligatoria la vacuna de la gripe A, sí es cuanto menos probable que haya medidas de presión, desde mediante estadísticas perturbadas hasta por los consejos de médicos manipulados previamente (con información o con el poderoso caballero). El único mensaje posible después de todo lo visto es el de máxima cautela y confianza relativa en las Administraciones y ninguna en la industria.

Y para quien crea que debe participar, se prevén movilizaciones desde distintos sectores el día 11 de noviembre a las 11h.Y para quien crea que debe participar, se prevén movilizaciones desde distintos sectores el día 11 de noviembre a las 11h. No puede olvidarse: 11 del 11 a las 11h, hora local, seas del país que seas...
.

9 comentarios:

Roberto dijo...

no te canses nunca de incendiar la red compañera!

porque lo haces de vicio

un beso grande

mariajesusparadela dijo...

El 11 del 11 a las once, Ourense duerme: fiesta local, día de san Martiño: chorizos nuevos y castañas asadas...y vino nuevo antigripe...
Si la convocatoria fuese otro día y hubiera que ir a trabajar, dejaríamos el trabajo diciendo que queremos manifestarnos...como decía aquel "España y yo somos así, señora"

PÁJARO DE CHINA dijo...

Acá sucedió prácticamente lo mismo, Susú. Se creó un estado de pánico generalizado, se acusó al gobierno de ocultar información hasta después de las elecciones legislativas, se manipuló el tema a más no poder, las calles se inundaron de gente con barbijos y mi sensación era de la estar viviendo en una peli de ciencia ficción. La gripe se cobró sus víctimas, sí, pero fue tan descarado el tratamiento deliberadamente "económico" y "político" (en el peor sentido de la palabra) de la pandemia que provocaba náuseas.

Susú, deberías enviar tu "crónica de la peste" a algún diario. Es impecable y merece ser difundida.

Me quedé pensando ayer a la noche en tu penúltima entrada, sobre alta y baja cultura y cómo la poesía debe acercarse a la gente.

Pensé en el arte abstracto, porque en muchos sentidos la poesía vendría a ser la rama "abstracta" de la literatura, esa que la gente "no entiende".

Siento que el que escribe no debe pensar en cómo llegar al lector, porque desde el momento en el que piensa eso es un mercenario, un manipulador. Simplemente tiene que ser quien es, sin filtros ni reservas.

Es tarea del sistema educativo difundir la poesía, tanto como entrenar el ojo en la imagen abstracta. Porque si bien hay una "aprehensión" estética espontánea, también es cierto que hay principios o pistas de decodificación que solo los iniciados en la "jerga" manejan y eso es injusto y desigual.

Todo esto provocan tus entradas. Así de intensa sos.

Un abrazo muy fuerte.

PÁJARO DE CHINA dijo...

P.S.: Ah, sí. Que María Jesús tiene toda la razón. Si es fiesta nos vamos todos de minivaciones a la costa y si hay que trabajar, nos movilizamos.

Antonio dijo...

Navegamos en un mar de dudas potenciadas por extraños intereses económicos. Cuesta mantener la mente clara y no todo el mundo tiene la información pertinente para calmar la angustia que nos generan.
Gracias por, nuevamente, colgar la información.
Un beso, Susana.

Kanela dijo...

Cada vez me dejas de piedra. Mira que lo se pero es que no puedo dar credito que las cosas vayan asi. Lod e los niños sin ganas de jugar te doy toda la razon,lo sabemos todas las madres.Pero luego vienen haciendo chantajes con que si la salud de los hijos estan en peligro por tu culpa y yo al menos me siento culpable muchas veces. Estoy de acuerdo con pajaro de china en que deberias escribir todo esto en un diario porque no le falta ni una coma (a mi siempre me faltan pero tu no descuidas ninguna).(ultimamente comento menos pero ando por aqui, que te sigo de cerca). Besos.

Eastriver dijo...

Interesante post, sin duda, que viene a cerrar esa serie que hemos seguido con tanto interés. Pero te cuento lo que está ocurriendo en mi insti.

Por un lado, una cantidad de ausencias de alumnos tremenda: en cada clase faltan seis alumnos aprox. lo cual es un huevo. Estos chicos y chicas tienen los síntomas normalísimos de una gripe, pero en plan mucho más intenso. Dos días a cuarenta de fiebre y al tercero como una rosa. O sea, una gripe normal pero de menor duración temporal. ¿Puede ser eso gripe A? Es una gripe, está claro, pero no sé, ni sé si en el fondo importa, categorizarla.

Segunda cosa curiosa. Los médicos se resisten a llamarla gripe. Firman los partes definiéndolo como infección vírica y se quedan más anchos que panchos. Naturalmente será para no asustar al personal, lo cual me parece muy legítimo. Lo que censuro es lo mismo que tú: la alarma social que hace que ahora no podamos llamar a las cosas por su nombre sin necesidad de escándalos innecesarios.

Finalmente, ciertas campañas han hecho su efecto. La mayoría de gente que conozco renuncia a vacunarse y al final acaban no viendo clara la diferencia, si es que la hay, entre la gripe a y la gripe estacional. Uno acaba pensando que son diferencias de matiz, tonterías sin importancia. Acabamos pensando: será más corta o más larga, el virus será más redondo o más cuadrado, pero esto es gripe de las de toda la life.

Petons.

emeygriega dijo...

Aquí hemos vivido el invierno tal cual lo describe Mariel: los telediarios empecinados en instalar un pánico que la gente no consumió.
Extraño, pero esperanzador.

Los barbijos- te lo he contado en tus anteriores entradas- pasaron a valer el 500% más, igual que el alcohol en gel.

El uso del barbijo fue aconsejado y desaconsejado tal cual señalas.
La temporada teatral interrumpió arbitrariamente su actividad durante 15 (no 10 ni 30) días, no así el resto de los espectáculos conglomerantes.

En fin, mal de muchos....consuelo de tontos.
Y no me refiero a la gripe A, claro.
Me refiero a la desinformación.

Un beso, Susú.

Jorge1270 dijo...

Susana te agradezco de corazón que te hayas dado una vuelta por aquí, siempre es de agradecer un comentario con tu punto de vista, espero verte más veces por aquí, en tu otra casa, perdón (tu otro cajón), siempre serás bien recibida, porque no te quepa duda que yo visitaré el tuyo siempre que pueda.
Un abrazo
Jorge1270